¿Por qué estudiar Shiatsu?

Estudiar esta terapia no es sólo estudiar una profesión, es emprender un camino hacia una vida más coherente y plena con el “Ser” y el “Estar”.
El alumno en este sendero entre en contacto con su cuerpo físico, mental y espiritual, empezando a recobrar su energía sintiéndose más relajado, más presente en su vida y en todas las circunstancias que le rodean.

El Shiatsu ofrece una forma diferente de ver la salud y la enfermedad. Ayuda a entrar en el ciclo natural al que estamos sujetos y a alcanzar su propio potencia y equilibrio.

Así que si tienes ganas de mejorar tu vida y ayudar a otras personas, ¿por qué no pruebas a estudiar shiatsu? Si nunca lo has experimentado, en la escuela disponemos de un día de clínica donde puedes recibir un tratamiento por personal cualificado formado con nosotros.